Gallardón estrena coche oficial eléctrico

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, estrena su nuevo Toyota Prius, un vehículo híbrido –electricidad y gasolina– enchufable que costará a las arcas municipales casi 9.000 euros al año de renting pero que permitirá reducir en un 30 por ciento el gasto de combustible actual.

Gallardón, acompañado por los delegados de Seguridad y Movilidad, Pedro Calvo; Medio Ambiente, Ana Botella; y Hacienda, Juan Bravo, ha presentado el vehículo, acompañado por responsables de Toyota.

   El coche mide casi cuatro metros y medio de largo por 1,75 metros de ancho, y es de color gris azulado metalizado, con cuatro puertas, cinco plazas y las ventanas tintadas. Su peso total es de 1.500 kilogramos.

   Se trata de un prototipo único en el mercado y que en estos momentos ostenta la máxima condición de vehículo ‘verde’. De hecho, tan sólo se han fabricado 600 unidades de este modelo, cinco de las cuales se encuentran en España.

- Advertisement -

   El cambio de coche oficial responde al anuncio realizado por el primer edil durante el último Debate sobre el Estado de la Ciudad acerca de los recortes de gasto. Así, esta renovación conciliará el doble objetivo de ahorrar y de ser más respetuoso con el medio ambiente, ya que su gasto es tan sólo de 2,6 litros de gasolina por cada cien kilómetros y sus emisiones de CO2 se reducen a 59 gramos por kilómetro.

   Además, permite una autonomía de 20 kilómetros en modo eléctrico, y tiene una batería que se puede cargar completamente en hora y media, conectándola a una toma doméstica estándar de 220 V.

   Las prestaciones del nuevo coche incluyen asimismo una aceleración intensa y continua, una velocidad máxima de 100 km/h en modo eléctrico, un climatizador que se puede activar a distancia, un indicador de híbrido para maximizar el ahorro y una pantalla donde se muestra en gráficos la reducción de emisiones conseguida.

RENOVACIÓN DE TODA LA FLOTA

   Además, desde el pasado lunes se comenzaron a renovar el resto de coches de la flota municipal, con el objetivo de que todos los concejales (de Junta de Gobierno, de distrito, delegados y de la oposición) tengan híbridos convencionales de las marcas Toyota Prius y Honda Civic.

   Así, de aquí al día 16 se sustituirán los 42 Citröen C5 y los once Audi A6 de los concejales, con lo que los 58 vehículos de cargos electos pasarán a ser más ecológicos. En cualquier caso, todos estos vehículos serán los que hasta ahora utilizaban los directores generales, que se quedarán sin coche oficial, y se han dado de baja los contratos de renting de otros 60 utilitarios.

   Según el Consistorio, el ahorro total por esta nueva política de movilidad alcanzará los 646.490 euros anuales, un 26,14 por ciento del total presupuestario que se destina a esta partida.

REDUCCIÓN DE CONDUCTORES

   Por otra parte, la Junta de Gobierno aprobó la semana pasada el acuerdo por el que se suprime el uso exclusivo de vehículo oficial por los titulares de órganos directivos y el acuerdo de la Mesa General de Negociación de los Empleados Públicos para regular las nuevas tipologías de puestos de trabajo de conductor y las medidas a adoptar en el conjunto de dichos puestos.

   Así, la plantilla de conductores del Consistorio perderá 50 efectivos antes del próximo mes de junio tras la creación de dos categorías nuevas de conductores, una medida que permitirá ahorrar 1,55 millones de euros anuales (unos 33.000 euros al año por cada conductor).

   Así, ahora los chóferes del Consistorio podrán ser de cargo electo o de incidencias. Los primeros serán los encargados de transportar a los concejales que, por razones de seguridad, necesiten ir acompañados de escolta. Los segundos, por su parte, se utilizarán para otras incidencias, envío de paquetes, traslado puntual de cargos directivos, etcétera.

   Para reducir la plantilla, el Ejecutivo local cancelará 50 plazas la plantilla de conductores de aquí a junio de 2011 mediante la «amortización de vacantes actuales y de interinos que aprobaron los procesos de oposición  del Ayuntamiento.

   Con esto, la plantilla total quedará en 332 conductores, de los que 110 serán de cargos electos –dos por cada uno de los 55 concejales para cubrir el turno de mañana y de noche– y el resto llevarán los coches de las diferentes áreas de Gobierno, los inspectores de urbanismo, las brigadas antirruido, etcétera.

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés