Ecologistas denuncian que entra en Gibraltar material de relleno contaminado

La asociación Verdemar-Ecologistas en Acción ha asegurado que «de nuevo» este jueves han pasando «más que nunca» camiones «con piedras» por la frontera de Gibraltar con destino a la construcción de un espigón en la cala este del Peñón, donde las autoridades gibraltareñas tienen previsto levantar un complejo inmobiliario de lujo en terreno ganado al mar.

   El presidente de la organización conservacionista, Antonio Muñoz, ha explicado a Europa Press que en la mañana de este jueves han hecho un seguimiento a varios camiones con piedras desde una cantera situada en la provincia de Málaga, concretamente a Manilva, hasta la frontera «y han pasado». De hecho, según recalca, en estos días están pasando «más camiones que nunca», e insiste en que la montaña de arena y piedras para realizar los rellenos en la colonia «crece cada día más rápido».

   Al hilo, ha recordado la denuncia interpuesta por Verdemar-Ecologistas en Acción el pasado 14 de junio ante la Comisión Europea, en la que denunciaban al Reino Unido por la vulneración de los hábitats naturales y de la fauna y flora silvestres, del LIC del Estrecho Oriental, con código ES6120032, lugar de Interés Comunitario declarado por la UE dentro de la Red Natural 2000.

RELLENOS CON MATERIALES CONTAMINADOS y ‘BUNKERING’

   En la denuncia, a la que ha tenido acceso Europa Press, sostienen que Gibraltar está realizando rellenos de áridos, «algunos con materiales contaminados», en los bancos de arena cubiertos permanentemente por agua marina, poco profunda, donde destaca la presencia de especies de bivalvos de interés pesquero como la coquina, navaja o la chirla.

   Asimismo, denuncian que el Reino Unido en Gibraltar está incumplimiento el Real decreto 160/2012, de 30 de noviembre, por el que se declara Zona Especial de Conservación el Lugar de Importancia Comunitaria el Estrecho Oriental de la región biogeografíca mediterránea de la Red Natura 2000 y se aprueban sus correspondientes medidas de conservación.

   Según su anexo primero, queda prohibido el fondeo permanente de buques tanque dedicados al suministro de combustible en las aguas comprendidas dentro del espacio protegido, pero según la organización conservacionista, «más de 300.000 toneladas se acumulan en gasolineras flotantes, trasvasando casi cinco millones de toneladas al año en esta zona protegida, de modo que los vertidos y garreos con los anclas de los buques en los arrecifes están infringiendo esta Directiva Europea».

   Así las cosas, desde la asociación han preguntado al ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, si piensan tomar «alguna medida» en relación a esta denuncia, instando actuar «ya» contra los rellenos antes de que sea «demasiado tarde».

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés