Actualizar

viernes, enero 27, 2023

Escasez de agua amenaza seguridad alimentaria mundial

La seguridad alimentaria confronta diez amenazas severas que hacen peligrar el objetivo de acabar con el hambre para 2030. Este es un problema mundial que podría resultar nefasto para las personas más vulnerables.

Escasez de agua amenaza seguridad alimentaria mundial. El hambre creció en 2021 y más del 11 por ciento de población mundial padece inseguridad alimentaria. Un Estudio identifica las diez principales amenazas a la seguridad alimentaria.

Cerca de 828 millones de personas pasaron hambre en 2021, en comparación con los 811 millones estimados en 2020. Y alrededor del 11,7 por ciento de la población mundial sufrió inseguridad alimentaria grave, según los nuevos datos.

No solamente las sequías relacionadas con el cambio climático están aumentando la competencia entre los agricultores por el agua, el informe también señala que la creciente demanda del líquido por parte de las poblaciones está reduciendo el acceso al agua limpia, a las aguas subterráneas y al riego sostenible.

Al mismo tiempo, los conflictos en curso, como la guerra en Ucrania, y las repercusiones económicas de la pandemia de COVID-19 están revirtiendo décadas de progreso. Y amenazan con desbaratar los objetivos de acabar con el hambre, la inseguridad alimentaria y la malnutrición en todas sus formas para 2030.

Otro estudio revisado por expertos y publicado en One Earth también identificó la sequía y las olas de calor en el África subsahariana, el daño a los ecosistemas y la alteración de los monzones y del agua de deshielo en Asia como las principales amenazas a la seguridad alimentaria mundial. Las amenazas fueron identificadas por los miembros de un panel de expertos y luego clasificadas y priorizadas.

Estudio principal

Zia Mehrabi, autor principal del estudio y profesor adjunto de estudios medioambientales en el Centro Mortenson de Ingeniería Global de la Universidad de Colorado Boulder, dijo que la seguridad alimentaria es un problema de pobreza, distribución y acceso limitado a los alimentos, más que de su producción.

De acuerdo con Mehrabi, los efectos del cambio climático son cada vez más graves y las políticas deben centrarse en crear una resistencia sistémica, en lugar de responder a casos individuales de condiciones meteorológicas extremas. “Aquí es donde la sociedad tiene que centrar sus esfuerzos en elevar el nivel de vida de forma generalizada. Solo así podremos esperar que los fenómenos extremos no afecten a los más vulnerables”.

“Del mismo modo, tenemos que cuidar nuestros ecosistemas, porque proporcionan la línea de vida para la agricultura: si los perdemos, nuestra capacidad para hacer frente a los eventos extremos disminuye masivamente”, agregó.

El equipo de investigadores internacionales señaló que incluso antes de la guerra en Ucrania y la actual guerra civil en Etiopía, que han interrumpido las cadenas de suministro y la producción de alimentos, conflictos como los de Siria y Yemen, amenazaban la seguridad alimentaria regional y mundial.

Estas perturbaciones se ven agravadas por fenómenos meteorológicos extremos cada vez más frecuentes, como las olas de calor marinas, las inundaciones y las sequías. Ocasionados por el cambio climático y el consecuente calentamiento global, que parecen cada vez más imparables. Escasez de agua amenaza seguridad alimentaria mundial

Por: Dann Okoth and Aleida Rueda

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés