Santander arranca el Open Innovation Lab

De la Serna realizó este anuncio en el transcurso de la reunión del comité técnico de la Red Española de Ciudades Inteligentes (RECI), que él mismo preside, reunido en Alcobendas (Madrid)

   El alcalde de Santander, Íñigo de la Serna, ha anunciado este miércoles la puesta en marcha del Open Innovation Lab, una iniciativa «pionera en España» que permitirá aprovechar «al máximo» la aportación del sector empresarial en los proyectos tecnológicos que se están desarrollando en la ciudad, favoreciendo así la actividad económica y el empleo en el municipio y en el resto de Cantabria.

   De la Serna realizó este anuncio en el transcurso de la reunión del comité técnico de la Red Española de Ciudades Inteligentes (RECI), que él mismo preside, reunido en Alcobendas (Madrid) para abordar los avances en los diferentes grupos de trabajo sectoriales y analizar posibles vías de colaboración público-privada en el ámbito de trabajo de la RECI.

   «Estamos ante un proyecto absolutamente novedoso, que se desarrollará en Santander debido a que somos la única ciudad que cuenta con un gran despliegue de sensores y dispositivos que nos convierte en un laboratorio urbano en el que las empresas pueden concebir, desarrollar y validar nuevas tecnologías y servicios», afirmó.

- Advertisement -

   El alcalde destacó que esta iniciativa hará posible generar nuevas oportunidades de negocio para las empresas de Cantabria, que podrán incorporar nuevos productos y servicios basándose en la información recogida a través de los diferentes proyectos que ya están en marcha en Santander, como SmartSantander y OutSmart.

   Por ello, De la Serna adelantó que convocará, de manera inmediata, al sector empresarial local para arrancar el trabajo conjunto para el desarrollo de este proyecto.

   «La ciudad se erige en una incubadora de nuevos desarrollos que puedan convertirse en soluciones estándares que adopten otras ciudades», apuntó De la Serna, quien señaló que, además, este proyecto servirá para atraer nuevas inversiones e iniciativas privadas, «interesadas en aprovechar el marco único para innovar que les ofrece el Open Innovation Lab».

   Este proyecto hará posible concebir un conjunto de herramientas informáticas que permitan que las empresas puedan utilizar los datos que aportan los sensores y dispositivos para desarrollar aplicaciones en diferentes ámbitos, especialmente en el de las ciudades inteligentes, sin necesidad de que desarrollen su propio software o hardware, señala el Ayuntamiento de Santander en nota de prensa.

   De esta manera, las empresas o desarrolladores tendrán a su disposición más herramientas de fácil uso para poder transformar los datos en aplicaciones y servicios, o emplearlos en cualquier otra utilidad que encuentren en el marco de su actividad productiva.

RED DE CIUDADES INTELIGENTES

   Por otra parte, en la reunión del comité técnico de la RECI, Santander ha trasladado su experiencia en los procesos de subasta electrónica, la inclusión de cláusulas de innovación en los contratos de servicios públicos, como el de recogida de residuos urbanos, y en la solicitud de ayudas del Banco Europeo de Inversiones para proyectos de eficiencia energética.

   En este encuentro de trabajo, se han detallado la actuaciones y los avances realizados en los últimos seis meses en el seno de los cinco grupos de trabajo permanentes de la Red, que coordinan otras tantas áreas temáticas relacionadas con las smart cities.

   En el área de Movilidad urbana, la RECI destaca la elaboración de un protocolo para garantizar la interoperabilidad de los puntos de recarga del vehículo eléctrico; y se han dado los primeros pasos para la creación de lo que será el «Distintivo RECI de vehículo eléctrico», que permitirá unificar todos los sistemas de pago de recarga, información y comunicación, ajustándose al estándar europeo OCCP.

   Se está desarrollando, con el apoyo de la Fundación Instituto Tecnológico para la Seguridad del Automóvil (FITSA), una plataforma que coordine la intervención de los diferentes gestores de carga y unifique las condiciones de prestación del servicio; y se ha puesto a disposición de la Red de forma gratuita durante un año la solución eCarga diseñada por Telefónica y ATOS para el Plan Movele impulsado por el IDEA.

   Por otra parte, este grupo de trabajo está participando en el recientemente creado Comité Técnico de Normalización de AENOR para las ciudades inteligentes y también en el proyecto «Mi Ciudad Inteligente», que cuenta con la colaboración de la FEMP y durante los meses de mayo y junio recorrerá todas las ciudades miembros de RECI para divulgar el concepto de smart city entre la ciudadanía.

   En el área de Gobierno, Economía y Negocios se ha elaborado un amplio repertorio de ordenanzas y modelos de Administración electrónica de diferentes ciudades de la Red; se han analizado diferentes servicios de autenticación y certificación para identificar los que mejor se adaptan a la realidad municipal; y se ha puesto a disposición de la RECI la solución de subasta electrónica del Ayuntamiento de Santander.

   Por otro lado, se ha elaborado un documento que analiza diversos casos de implantación de tarjetas inteligentes en España y sus sistemas de gestión asociados, que sirve de referencia para aquellos municipios que quieran implantar una tarjeta ciudadana.

   Finalmente, se ha decidido incluir como línea estratégica la temática de infraestructuras, tanto en cuanto a su modelo de gestión como de despliegue.  

   En el área de Innovación Social se ha determinado como línea de acción prioritaria el Open Government y, en concreto, el desarrollo de una guía normativa (ordenanza tipo) en el ámbito de la transparencia, el acceso y la reutilización de la información en los ayuntamientos.

   En el área de Medio Ambiente, Infraestructuras y Habitabilidad Urbana se han centrado en la puesta en común de experiencias y desarrollos de las diferentes ciudades para detectar problemas comunes e identificar soluciones ya testadas, y en la exposición de ejemplos concretos, a modo de caso de éxito. Así, el Ayuntamiento de Santander ha informado de los requerimientos necesarios para incluir una «cláusula de innovación» en el contrato de gestión de residuos.

   En el área de Energía se ha avanzado también en las fichas de actuaciones o proyectos de cada ciudad; en el intercambio de información y recursos (pliegos, ordenanzas, normativa autonómica, guías para mejorar la eficiencia energética); y en la identificación de casos de éxito y buenas prácticas para ahorrar tiempo, dinero y esfuerzo a los ayuntamientos.

   Finalmente, Santander ha puesto a disposición de RECI todo su conocimiento respecto a la adjudicación de ayudas a fondo perdido del Banco Europeo de Inversiones para realizar auditorías de eficiencia energética y sacar a concurso los servicios energéticos.

innovaticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés