Actualizar

miércoles, febrero 1, 2023

Bacteria contra el estrés

Los investigadores también encontraron que M. Vaccae impidió la colitis inducida por estrés, un síntoma típico de la enfermedad inflamatoria intestinal (EII)

Inyecciones de la bacteria de suelo ‘Mycobacterium vaccae’ (‘M. Vaccae’ NCTC 11659) promueven la recuperación del estrés y mejoran las estrategias de afrontamiento en ratones, según un nuevo estudio dirigido por la Universidad de Colorado en Boulder, Estados Unidos.

   Los investigadores también encontraron que ‘M. Vaccae’ impidió la colitis inducida por estrés, un síntoma típico de la enfermedad inflamatoria intestinal (EII), lo que sugiere que la inmunización con las bacterias pueden tener una amplia gama de beneficios para la salud, como se informa en un artículo sobre el trabajo publicado este lunes en ‘Proceedings of the National Academy of Sciences’.

   «Los ratones inmunizados respondieron con una respuesta de conducta de afrontamiento al estrés más proactiva, una estrategia que ha sido asociada con la capacidad de recuperación del estrés en los animales y los seres humanos», explica el doctor Christopher Lowry, profesor asociado en el Departamento de Fisiología Integrativa en la Universidad de Colorado y autor de la nueva investigación.

   Los autores encontraron que los ratones que recibieron una preparación de la bacteria inactiva por calor ‘M. Vaccae’ respondieron con aproximadamente la mitad de comportamientos de huida y evitación cuando se les enfrentó a un agresor, en comparación con los ratones no tratados, durante la primera hora del experimento. Los roedores inmunizados continuaron mostrando disminución de los niveles de comportamientos sumisos entre una y dos semanas después del tratamiento.

   El tratamiento con ‘M. Vaccae’ reduce la colitis inducida por estrés, medido por el daño celular en el colon y la infiltración de células inmunes, en aproximadamente un 50 por ciento, en comparación con los animales no tratados. La investigación pone de relieve la importancia del microbioma de un organismo para prevenir y hacer frente a enfermedades relacionadas con la inflamación y las patologías psiquiátricas.

LA DIVERSIDAD DEL MICROBIOMA, CLAVE EN LA INMUNORREGULACIÓN

   Los microbiomas se componen de comunidades de microorganismos, incluyendo bacterias ambientales. Cada vez se reconoce más que la diversidad del microbioma desempeña un papel clave en la inmunorregulación, controlando las respuestas autoinmunes y alérgicas, disminuyendo la vulnerabilidad a la infección y otras funciones reguladoras de salud.

   Investigaciones anteriores han sugerido que los trastornos relacionadas con el estrés, como el trastorno de estrés postraumático (TEPT) pueden deberse a un fallo de la inmunorregulación. «La inyección de ‘M. Vaccae’ no está diseñada para dirigirse a un antígeno en particular de la forma en que lo haría una vacuna, pero en su lugar activa respuestas inmunorreguladoras del individuo para protegerle de la inflamación inapropiada», dice Lowry.

   La «hipótesis de la higiene», también conocida como la hipótesis de «viejos amigos», postula que las medidas sanitarias, los antibióticos y cambios en la dieta moderna han reducido en gran medida la exposición humana a bacterias del medio ambiente y otros organismos inmunorreguladores, reduciendo de este modo la diversidad de los microbiomas humanos y su capacidad para suprimir la inflamación inapropiada.

   Se cree que la falta de exposición a estos organismos contribuye a la actual epidemia de la enfermedad inflamatoria en las sociedades urbanas modernas. «Los seres humanos y los antepasados humanos solían encontrarse con estos microorganismos en abundancia todos los días, pero la vida moderna no facilita esas interacciones», lamenta el coautor del trabajo Rob Knight, profesor y director del Centro para la Innovación Microbioma de la Universidad de California en San Diego, Estados Unidos.

ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés