Actualizar

domingo, febrero 5, 2023

Ibarra cree «lógico» que las zonas que consumen más energía eléctrica nuclear «se hagan cargo de la mierda»

El ex presidente de la Junta de Extremadura Juan Carlos Rodríguez Ibarra se reconoció hoy como «enemigo» de la instalación del ATC en la comunidad extremeña ya que, según dijo, mantiene el lema de que «la mierda, para quien la trabaja», y defendió que las zonas a donde se dirige la mayor parte de la energía eléctrica nuclear que se produce en España «se hagan cargo de la mierda».

«Como la mayoría de la energía eléctrica nuclear que se produce en España va a determinadas zonas, lo lógico es que esas zonas se hagan cargo de la mierda», sentenció Ibarra, tras mantener una entrevista este viernes en Mérida con el actual presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara.

   En cualquier caso, insistió en que su opinión sobre el ATC «no importa mucho» sino que «la que importa» es la de Fernández Vara, quien según dijo «tiene una posición totalmente cerrada en este asunto».

   «Es más, los extremeños debemos de estar muy tranquilos de que aquí no se va a poner ese almacén nuclear, salvo que nos quedáramos sin presidente», señaló Ibarra, quien añadió: «si al ministro se le ocurriera decir, siquiera insinuar, que Extremadura sería candidata, yo tengo para mí que habría que buscar otro presidente de la Junta de Extremadura».

REFINERÍA

   Por otra parte, sobre la tramitación del proyecto de la Refinería Balboa, reconoció que dicha instalación «ni le va ni le viene» porque está «fuera del asunto», aunque añadió que como español se encuentra «algo perplejo viendo cómo se intenta buscar empleo para cuatro millones de españoles que no lo tienen, que hay alguien que quiere poner una empresa que crea tres o cuatro mil puestos de trabajo en la construcción sólo y que tiene todas las dificultades del mundo».

   Pidió así a los ministerios españoles que expliquen «cómo en 15 días se puede tener todos los permisos para poner un almacén nuclear y se tarden seis años para instalar una refinería».

   Asimismo, tras indicar que en una visita a Mazagón (Huelva) la pasada semana observó algunos carteles contrarios a la refinería de Extremadura, reconoció que le entraron «ganas de buscar un spray y poner no a la de La Rábida».

   «No entiendo por qué allí se oponen a la refinería de Extremadura y han permitido la ampliación de la de La Rábida, se ha hecho una segunda refinería», indicó el ex presidente extremeño, para quien dicha cuestión «es una actitud extraña por parte de los que quieren medio ambiente limpio».

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Otras noticias de interés