Asturias. Vertidos ilegales en la cantera de la Atalaya de Avilés

Estos vertidos continuos de camiones con materiales no autorizados, generan muchas molestias a los vecinos del barrio de la Folleca, que ven como el polvo de esta actividad llega a sus casas, con los perjuicios que conlleva.

El Colectivo Ecologista de Avilés ha denunciado ante la Dirección General de Calidad Ambiental del Principado y ante el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil, los vertidos de sustancias no autorizadas en la cantera de la Atalaya en la Maruca en Avilés, frente al barrio de la Folleca en las últimas semanas.

En la cantera, solo se puede verter materiales de excavación con la finalidad de restaurar la actual explotación, que ya acabo su fase de explotación y solo usa como zona de acopio y tratamiento de materiales de otras canteras. Hay que recordar que la empresa de la cantera no este autorizada al vertido de estos lodos supuestamente contaminantes en dicha cantera, porque su color y apariencia para nada se parecen a los materiales propios de excavación.

- Advertisement -

Estos vertidos continuos de camiones con materiales no autorizados, generan muchas molestias a los vecinos del barrio de la Folleca, que ven como el polvo de esta actividad llega a sus casas, con los perjuicios que conlleva.

Este vertido continuo supone una vulneración de la actual Ley de Residuos y del resto de normativa que la complementa. Hay que recordar que los residuos de construcción tienen que ser llevados a gestores autorizados para su tratamiento y posterior descontaminación, sino se produce este adecuado tratamiento como es este caso, es responsabilidad tanto de la empresa que vierte como del que genera el residuo y se lo da a un tercero no autorizado para esta descontaminación.

La cantera de la Atalaya acumula varias denuncias que presentamos por incumplimiento de las condiciones ambientales que se le impusieron para la recuperación de la antigua explotación, irregularidades que permite el Principado y el Ayuntamiento a pesar de las molestias que estas ocasionan a los vecinos de los barrios de Jardín de Cantos, la Maruca y los de la Folleca.

Hemos denunciado los siguientes incumplimientos que a día de hoy continúan:

– La restauración ambiental obligatoria de los frentes.

– La estabilización de las dos balsas de lodos que son un grave riesgo para los colindantes.

– Una pantalla vegetal alrededor de la explotación para disminuir el impacto paisajístico, el polvo que sale y el ruido que se emite.

– La retirada de especies vegetales invasoras que tienen colonizada la zona.

– La retirada de chatarras y otros residuos no inertes en la explotación

Colectivo Ecologista de Avilés

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés