General Motors se deshace del depósito de gasolina en su nuevo coche eléctrico

General Motors planea vender una versión eléctrica del Spark, un minicoche que actualmente solo vende fuera de Estados Unidos. GM venderá la versión de gasolina del Spark en Estados Unidos a partir del año que viene, a lo que seguirá la versión eléctrica en mercados escogidos de los Estados Unidos y en el resto del mundo en 2013. La versión eléctrica del Spark se moverá gracias a baterías fabricadas por  A123 Systems, con sede en Waltham, Massachusetts.

El coche no tiene nada que ver con la oferta actual de vehículos eléctricos de GM, el Chevrolet Volt. Para viajes cortos -de unos 60 kilómetros- el Volt puede funcionar solo con la batería. Para los desplazamientos más largos, un motor de gasolina genera electricidad para hacer funcionar el coche. El motor de gasolina que amplía la autonomía del coche se incluye para superar uno de los mayores contratiempos de los coches eléctricos, lo limitada que es su autonomía solo con la batería. Pero añadir un motor y la compleja transmisión necesaria para coordinar la energía del motor de gas y el eléctrico aumenta significativamente el precio del vehículo.

Ese coste añadido parece estar perjudicando las ventas. El Volt se presentó a finales del año 2010, aproximadamente al mismo tiempo que el Nissan Leaf, un vehículo eléctrico que solo tiene baterías y que tiene una autonomía de unos 120 kilómetros con una carga completa de la batería. El Volt cuesta 39.995 dólares, ya rebajado de los 41.000 dólares que costaba en un principio, comparado con los 35.200 dólares que cuesta el Leaf. Este año, los conductores han comprado casi el doble de Leafs que de Volts. Hasta finales de septiembre Nissan había vendido 7.199 Leafs, comparados con las ventas de GM de solo 3.895 Volts.

Durante la mayor parte de ese tiempo el Volt solo estaba disponible en algunos estados, pero incluso ahora que el coche está disponible a nivel nacional, parece improbable que GM alcance su objetivo de vender 10.000 Volts este año, afirma Michael Omotoso, gerente sénior de análisis de sistemas motores en J.D. Power and Associates. “Quizá tengan que bajar el precio más para competir con el Leaf. Aunque estos coches son distintos, los consumidores los están comprando de igual a igual”. El 17 de octubre GM comentó que espera alcanzar su objetivo de 10.000 unidades vendidas y afirmó que las cifras de ventas hasta la fecha son resultado en parte de un parón temporal de la fabricación para reequipar la fábrica que manufactura el Volt.

- Advertisement -

GM explica que decidió construir el Spark EV para cubrir la demanda que espera encontrar en ciudades muy pobladas, especialmente en Asia y Europa. Un portavoz de GM afirma que el precio de un vehículo exclusivamente eléctrico atraerá a los clientes que no tienen que trasladarse demasiado lejos y a los que no les importará la autonomía limitada y la necesidad de cargar la batería frecuentemente. También afirma que las políticas gubernamentales en lugares como California y China pueden favorecer los vehículos que solo disponen de batería.

GM ha estado probando versiones eléctricas de tres de sus coches en pequeñas pruebas en India, China y Corea del Sur y usará lo que ha aprendido sobre las preferencias de los conductores en dichas pruebas a la hora de diseñar el Spark EV. GM aún no ha hecho públicos los datos relativos a cuántos Sparks EV pretende fabricar o dónde los venderá en concreto.

 

Kevin Bullis – Lía Moya – www.centrodeinnovacionbbva.comwww.technologyreview.es

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés