Ecologistas advierten de un intento de la UE de acelerar la entrada de transgénicos pese a autorizar el veto

Las organizaciones ecologistas han alertado este martes de que la propuesta planteada por la Comisión Europea (CE) para dar mayor libertad a los estados miembro de la Unión Europea (UD) para vetar o prohibir el cultivo de organismos genéticamente modificados (OGM), más conocidos como transgénicos, en realidad pretende «acelerar» su introducción en los Veintisiete.

«Nos tememos que la idea verdadera de esta propuesta de la CE es acelerar la introducción de los transgénicos en Europa», ha señalado a Europa Press el portavoz de transgénicos de Amigos de la Tierra, David Sánchez, que considera que se quiere vender «más libertad para prohibir» pero que en la propuesta no queda reflejado».

   En su opinión, «formalizar este proceso», es «mirar hacia otro lado sobre la evaluación de los riesgos o peligros para la salud y el medio ambiente de los transgénicos» al tiempo que ha insistido en que la CE lleva «sufriendo derrotas en su intento» de introducir los transgénicos porque «no consigue apoyos políticos suficientes» y que ahora, lo logra de esta manera.

   Por su parte, el portavoz de transgénicos de Ecologistas en Acción, Tom Kuchard, asegura que desde la organización ven «con mucha preocupación desde hace años la imposición de ciertas políticas» en relación con los organismos genéticamente modificados por parte del sector empresarial.

- Advertisement -

   A este respecto, se ha referido a la aprobación la pasada primavera de la patata transgénica AMFLORA, a cuya aprobación se habían opuesto «la mayoría» de los ministros de medio ambiente de los 27. «Ese fue el último botón de muestra de cómo la CE actúa en favor del sector empresarial y en contra de las mayorías políticas del Consejo», opina.

   En ese sentido, insiste en que la ONG está «muy preocupada» por la falta de transparencia del Gobierno de España en Bruselas, porque mientras se esconde detrás de las iniciativas de la Unión Europea, afirma que «es el que más ha impulsado las autorizaciones de transgénicos» y también, que es el que «siempre vota a favor de las políticas más tolerantes con los cultivos transgénicos» a pesar de que la sociedad civil «ha mostrado un rechazo unánime».

GARMENDIA Y ESPINOSA, CULPABLES

   Al mismo tiempo, ha explicado que tal postura tiene «lógica, al estar Cristina Garmendia» como ministra de Ciencia y Tecnología, ya que «antes que ministra fue la presidenta de la Asociación Española de Empresas de biotecnología (ASEBÍO)». «Garmendia es del lobby más fuerte que actúa en el Ministerio de Agricultura para tener una posición muy favorable a la aprobación de esos cultivos», denuncia.

   Asimismo, ha manifestado que, en su opinión, Elena Espinosa no es ministra de medio ambiente, sino de agricultura, y que sus intereses coinciden «plenamente con los de Garmendia». En todo caso, ha culpado al secretario de Estado de Medio Rural, José Puxeu, de «mover realmente el lobby» porque tiene «muy buenas relaciones con la agroindustria».

   Finalmente, la ONG recuerda su apoyo a la quema de una finca experimental de transgénicos realizada este lunes por un grupo de agricultores en Cataluña. «Aunque no hemos estado implicados, la apoyamos».

ECOticias.com – ep

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- publicidad -

Otras noticias de interés